Leyendo «La carretera», de Cormac McCarthy (II)

[Página 63 hasta el final] PCV.—¿Qué pasaría si la civilización, la organización social y cultural del ser humano —con sus virtudes y defectos—, llegara a su fin, eliminándose cualquier trazo de orden, legalidad, seguridad, bienestar y protección? ¿Qué pasaría si una ceniza sempiterna dibujara, mientras cae diariamente, el nefasto paisaje de un invierno nuclear, sinSigue leyendo «Leyendo «La carretera», de Cormac McCarthy (II)»

Buitres, buitres, buitres…

«Púseme a escribir y he aquí el libro. Me empujaron, quise ensayar… Y ahora señores críticos profesionales de cierta prensa, pueden ustedes prepararse para descargar toda su bilis sobre mi librito. Ancho campo tienen para lucir sus dotes de buitres de la literatura. Vamos, preparen sus garras, afilen el pico, que aquí les esperan susSigue leyendo «Buitres, buitres, buitres…»

Bajo el volcán, de Malcom Lowry, según Juan Villoro

Juan Villoro, novelista mexicano (Artes y letras, domingo 12 de julio de 2009): «Bajo el volcán -su novela absoluta, definitiva, inagotable- es un vasto poema narrativo y una tempestuosa exploración de la conciencia. Algunos lectores lo han visto como un libro hermético y adivinatorio, lleno de claves cabalísticas, y otros como un manual de autoayudaSigue leyendo «Bajo el volcán, de Malcom Lowry, según Juan Villoro»

J.D. Salinger y su nueva polémica

Prohíben publicación de libro secuela de El guardián entre el centeno (1/julio/2009) Aunque no escribe hace cuatro décadas, David Jerome Salinger, autor de El guardián entre el centeno, se dio el tiempo para demandar al sueco Fredrik Colting por un libro que continúa, sesenta años después, la trama de su obra cumbre. La jueza DeborahSigue leyendo «J.D. Salinger y su nueva polémica»

Los blogs y Saramago

José Saramago, Premio Nobel de Literatura 1998 (Revista Ñ, domingo 21 de junio de 2009): «-¿Hay una forma distinta de escribir para el blog? [pregunta] -No falta quien piense mucho para responder: «La practica del blog ha llevado a la escritura a muchas personas que antes poco o nada escribían». Lástima que muchas de ellasSigue leyendo «Los blogs y Saramago»